jueves, 10 de noviembre de 2011

Noviembre

Estoy desaparecida en combate debido a una alineación de los planetas que ha dado como resultado que
llegue del trabajo con ganas de hacer el Michael Douglas en Un Día de Furia; y la única manera de calmar mis instintos asesinos es coger mi taza favorita (Nosferatu!), hacerme un rooibos con sabor a caramelo rico rico (y sin teína, que si no la liamos), enroscarme en una manta y, con Ruth Etting de fondo, devorar un libro tras otro. Desde que empezó el mes ya he terminado dos libros y ahora estoy enfrascada en Bellefleur, mi primera vez con Joyce Carol Oates que, para qué negarlo, me está sorprendiendo gratamente.

Así que, sin más dilación, les dejo con mi hilo musical de este otoño, mientras voy a leer un capítulo o dos antes de cenar...

La foto podría haberla hecho yo, dado que la funda de Ikea y las guirnalda de luces también están en mi cama, pero la he robado vilmente de tumblr




3 comentarios:

  1. ¡Pues que bonita tiene que ser tu habitación! Me gustan las sábanas de IKEA, mucho.
    Y la canción, más.

    ResponderEliminar
  2. Vaya! Me encantaría poder leer más libros.
    La canción es muy buena!

    Que tengas buen fin de semana!
    xo

    ResponderEliminar
  3. Tienes un blog precioso! No he leido nada de Joyce Carol Oates pero me lo apunto para el futuro. Me fio de tu gusto, que he visto que tienes entre tus escritores preferidos a Daphne du Maurier.
    Un beso, y me quedo por aquí:)

    ResponderEliminar