martes, 29 de noviembre de 2011

Méliès en color

Ya tenía unas ganas locas de ver la nueva peli de Scorsese, Hugo, adaptación del libro La Invención de Hugo Cabret (muy, muy recomendable, para pequeños y mayores), en la que aparecen imágenes inspiradas en varias obras de Georges Méliès. Pero además hoy, haciendo el canelo por internet as usual, me he encontrado con unas imágenes restauradas de la obra maestra del mago francés, Viaje a la Luna. Y... ¡¡¡en color!!!

Encontré la noticia aquí, y parece que llego tarde ya que fue proyectada en el último festival de Cannes. Pero ya se sabe, más vale tarde que nunca, ¿no? Así que ahora solo queda esperar a que salga en deuvedé, blurrei o, en su defecto, youtube. Con eso me conformo, pero QUIERO VERLA. Y es que ya se me cae la baba viendo las imágenes de la copia restaurada... ¡qué maravilla!






lunes, 28 de noviembre de 2011

Se acabó lo que se daba

Se acabaron las vacaciones y los días de batamanta. Vuelta al trabajo (en turno de tarde, además) y a pasar frío con el uniforme que, dicho sea de paso, el día que me quede sin papeles para liar los cigarros, me lío uno con una pernera del pantalón. Fino fino, oiga!

Para acabar de rematar la faena, si ayer ya me estaba dando el bajón pre-jornada laboral, hoy ya puedo probar ante notario que el trabajo es perjudicial para la salud. Después de algunos pinchazos aleatorios en el oído derecho durante todo el domingo, esta mañana me he levantado otítica perdida. Tengo el oído taponado y ya me ha hecho efecto el maravilloso astefor, porque esta mañana me quería morir. No hay nada peor que un dolor de oído, palabrita del niño Jesús.

Así que, señores turistas, hoy hablen despacito, un pelín más alto de lo habitual y, a ser posible, a la oreja izquierda...




domingo, 20 de noviembre de 2011

Vacaciones

Estoy de vacaciones. Obligadas, o las coges esta semana o no las hueles, porque en diciembre toca el mes horribilis: compras navideñas, turnos de tarde el 31 y rezos por que no toque de tarde también el 5 de enero...

¿Y qué hago yo de vacaciones y con el Consorte overworked? Pues no salir del sofá en dos días, excepto para votar (pffff). Y mañana, volver a la universidad. De oyente con los nenes del grado, a una clase de Estudios de Género que imparte mi tutora de tesis. Ya me veo en plan abuela cebolleta :"¿Y qué hacéis aquí? ¿Cómo es que no estáis en la cafetería? Aaaah, que ahora la asistencia cuenta en la nota. En mis tiempos...".

Les haría de rabiar, pero seguramente estaré esperando que acabe la clase para salir escopetada hacia El Congreso...




...y por la tarde, ver a Sassy Fassy por primera vez en pantalla grande. ¿Saldrán bien los planes? ¿O acabaré con la batamanta, el té y el señor Neil Gaiman, como este fin de semana?

jueves, 10 de noviembre de 2011

Noviembre

Estoy desaparecida en combate debido a una alineación de los planetas que ha dado como resultado que
llegue del trabajo con ganas de hacer el Michael Douglas en Un Día de Furia; y la única manera de calmar mis instintos asesinos es coger mi taza favorita (Nosferatu!), hacerme un rooibos con sabor a caramelo rico rico (y sin teína, que si no la liamos), enroscarme en una manta y, con Ruth Etting de fondo, devorar un libro tras otro. Desde que empezó el mes ya he terminado dos libros y ahora estoy enfrascada en Bellefleur, mi primera vez con Joyce Carol Oates que, para qué negarlo, me está sorprendiendo gratamente.

Así que, sin más dilación, les dejo con mi hilo musical de este otoño, mientras voy a leer un capítulo o dos antes de cenar...

La foto podría haberla hecho yo, dado que la funda de Ikea y las guirnalda de luces también están en mi cama, pero la he robado vilmente de tumblr